Tu diario. Libertad de expresion

Su opinión Patrocinadores Normas Buscador Anúnciese aquí Hemeroteca8 usuarios en línea • Viernes 24 de Noviembre de 2017

Cómo le dices a Dios que no

Artículos publicados en andalucia.press
¿Como le dices a Dios que no?
ÚLTIMO CAPÍTULO: EL PLAN OCULTO
Cómo le dices a Dios que no. 26.12.16 Ampliar
Los días transcurrieron, y con ellos volvió a llegar la marcha temporal de Katheryn. La soledad embargaba a Marcus. Ella se había ido, esta vez para volver; Jess y Nu se encontraban más allá de ese infranqueable muro, que sólo podría derribar si se decidía a amarla como ama el amor. Entre las dudas y los miedos, recibió una llamada de la N.A.S.A que lo cambiaría todo.
    -¿Hay algún problema?, contesto esperando lo peor.
    -No podemos hablar de ello por teléfono. Le reservamos un billete, tiene que estar aquí mañana.
    -Debo suponer que de no ser necesario dispondría de más tiempo para este viaje.
    -Se encuentra en lo cierto, Doctor Wainwraight. Ya nos encargamos nosotros de hablar con el Profesor Rusell. No se preocupe por nada que no sea estar aquí mañana.
    -Pero los datos que hemos recibido hasta la fecha en el Brookhaven, son coherentes.
    -Lo que nos preocupa no está en los niveles de rayos gamma detectados.
    -Entonces no entiendo en que les puedo resultar de ayuda.
    -Por favor tiene en su e-mail la reserva de avión. Le esperamos mañana a la tarde. Habrá alguien para recogerle en el aeropuerto.
    -¿Estarán con algún identificativo?, pregunto desconcertado.
    -No se preocupe, le reconocerán.
    -Entonces le veré mañana, Doctor Keitel.
    -Hasta mañana. Que tenga buen vuelo.

¿Como le dices a Dios que no?
   CAPÍTULO IV.  KATHERYN

Antonio Sanchez Varela. 12.12.16 Ampliar
Ya sólo faltaban dos días para la última prueba de calibración del detector de antimateria en la que estaría presente el Doctor Akira Abbe. Todo marchaba según lo previsto. ¿Qué datos nuevos podría aportar el detector una vez estuviese instalado en la Estación Espacial Internacional? ¿Se podría realizar algún descubrimiento revelador acercar del Big Bang y los albores del universo?, o al menos, de este universo. Por su parte, Marcus se esforzaba por estar a la altura de las circunstancias a pesar de Katheryn y la desaparición misteriosa del Doctor Siwon. Pero no todo eran complicaciones: para su sorpresa, acababa de recibir una llamada del taller para decirle que su maltrecho descapotable ya estaba de nuevo listo para la acción. No podía creérselo, después del estado en que lo había dejado hacía escasamente veinticuatro horas.  Al parecer, el cuadro de mandos y la parte eléctrica habían sobrevivido al diluvio. Para la húmeda tapicería e interiores el horno de infrarrojos había sido suficiente. Una vez salido de¨ la secadora¨, como si de ropa se tratase, sólo quedó comprobar su estado. En apariencia el viejo coche llegado de la helada Suecia seguía en forma para más rock and roll. Ese coche significaba mucho más que un simple medio de transporte para Marcus; llevaba con él dieciséis años, y ahí seguía al pié del cañón su viejo Saab 900 turbo. Muchas veces se había dirigido a un concesionario con el ánimo de traicionar a su inseparable sueco, y cada vez que llegaba el momento de la verdad no encontraba el carácter distintivo de ese diseño mezcla del minimalismo nórdico y de los conocimientos que Saab atesoraba.

¿Como le dices a Dios que no?
  CAPÍTULO III.  LA HUÍDA DE SIWON

Cómo le dices a Dios que no. 29.11.16 Ampliar

Una novela de  Antonio Sánchez Varela

A la mañana siguiente Marcus se dirigió al laboratorio, como la mayoría de los días. Pero esta vez no iba en su coche. El infortunado automóvil estaba siendo sometido a un proceso de secado y restauración después de la lluvia a la que había sido sometido. Tan poco era un día normal; era azul, y doblemente soleado: doblemente, porque los elementos así lo habían determinado, y azul y soleado, porque todas y cada una de las células de Marcus así lo percibían.
    Al llegar al laboratorio, lo primero que hizo fue preguntar si el Señor Wislow había llamado para comunicarles alguna novedad acerca del paradero del desparecido Doctor Siwon.
    -Profesor Rusell, disculpe que le interrumpa.
    -No se disculpe, y entre, por favor.
    -Quería saber si tiene alguna información acerca del Doctor Siwon.
    -Me acaba de llamar el Señor Wislow. Ha pedido disculpas porque hasta el momento no ha sido capaz de contactar con el Doctor.
    -Es francamente desconcertante que una agencia gubernamental no sea capaz de ponerse en contacto con alguien al que han seleccionado. ¿Realmente considera Profesor que estos son los compañeros adecuados para el viaje que vamos a emprender?


¿Como le dices a Dios que no?
 CAPÍTULO II.  VÍA MUERTA
Cómo le dices a Dios que no. 13.11.16 

Una novela de  Antonio Sánchez Varela

¿El único motivo de la existencia de este final de vía debajo del Hotel Waldorf  Astoria sería el evitar que los americanos fuesen conocedores de la discapacidad del Presidente Roosevelt  debido a la polio? Se preguntaban Jess y su hija Nu, que no dejaban de investigar en Internet y en las diversas hemerotecas y bibliotecas que se encontraban a su alcance. Todo ello hizo que la buena relación madre hija mejorase todavía más, ayudando a cicatrizar la herida por la pérdida de su padre, el Capitán Jeremy Adams, en un ataque talibán en Afganistán, hacía tan sólo un año y medio.
En sus pesquisas Nu llegó a descubrir que la cuestión de aquel automóvil presidencial que desde la estación secreta aparecía en el Waldorf Astoria con ayuda de un montacargas especial, había sido de gran importancia en aquellas fechas en que Estados Unidos había entrado a formar parte del frente aliado en la Segunda Guerra Mundial. El automóvil, un Cadilac sedan confiscado durante la detención de AL Capone , cumplía las exigencias de seguridad que demandaban los servicios secretos, preocupados ante un posible ataque a su presidente.
-¡Mamá, mira lo que he encontrado sobre el Presidente Roosevelt! Siendo joven, el once de octubre de mil novecientos diez, en una feria en San Luis (Missouri), realizó un breve vuelo en uno de los primeros aparatos Wright Flyer.

AMPLIAR en documento word


¿Como le dices a Dios que no?
CAPÍTULO I
Cómo le dices a Dios que no. 06.11.16 

Una novela de  Antonio Sánchez Varela

SINOPSIS
¿Qué tienen que ver un científico, una modelo, una viuda y su hija, un tenaz playboy, y las dos amigas de éstos?: las divertidas noches de Nueva York y los secretos que éstas encierran; una comunidad de vecinos muy peculiar; conseguir una esperanza para nuestro mundo. O puede, que lo que los una sea mucho más que la casualidad.

EL ASCENSOR

 Despertador, ropa, ascensor, sótano; lavadora.
¡Otra vez no…! ¿Dónde está el maldito calcetín? Siempre igual: una colada más un calcetín menos. Tal vez viajen a universos paralelos durante el centrifugado, tal vez en esos mundos de Dios sean capaces de diferenciar el azul oscuro del negro.
       -Buenos días. ¡Tierra a Marcus! ¿Me recibes?
       -Disculpa estaba dándole vueltas a algo sin importancia.
      -Pues no te lo vas a creer, me acaban de comentar que ya han alquilado el dieciséis-e, dice Jess, la madre de Nu, al tiempo que apoya su cesta llena de ropa en una silla.
-Sí, y parece ser que se trata de una extranjera, interrumpe la excéntrica Sophíe, la más anciana del edificio. AMPLIAR CAPÍTULO I




Esta carpeta ha recibido en total 3.499 visitas.
Canal Youtube. Alhaurin.com  Clínica Sonridental Alhaurín  Financiera y Minera  Pinturas cueto  Maderas Marbella  Óptica Los Tilos  Estación de servicio Las Américas  Talleres colorado  Clinica Dental Munoz  Policlínicas Lacibis  Restaurante Cienfuegos. Alhaurín de la Torre  Colegio el Pinar  Mancebo Asesores  Asesoria Guadalhorce  ESP 2012  Blog Simplyt Sityle  Optica Los Tilos  Espacio mas instante  Instalacioones Fontalva  El Anunciador  Malaka.es  Naranjas de Málaga  Cuentos Globales  Comarca del Guadalhorce  Alhaurin de la Torre  Blog Simplyt Sityle  Periodistas en español 
Artículos de opinión y colaboraciones:
Animamos a los andaluces a expresar sus opiniones en este periódico digital.
andalucia.press no se responsabiliza del contenido o datos de dichas colaboraciones. Todo escrito debe traer necesariamente, incluso si quien escribe es un colectivo: Nombre, apellidos y un teléfono de contacto del autor.

Envíe su artículo o carta a:
redaccion@andalucia.press


andalucia.press
Periódico Independiente
Málaga

Depósito Legal:
MA - 1.023 - 2000

Andalucía Comunidad Cultural S.L.
Servidor de Internet

Director: Alejandro Ortega
Fundador: Federico Ortega

952 410 658
678 813 376
contador
visitas desde nov. 1998