Tu diario. Libertad de expresion
Su opinión Patrocinadores Normas Buscador Anúnciese aquí Hemeroteca2 usuarios en línea • Sábado 28 de Marzo de 2020
Para tirar tomates
Jacinto Martinez Anton. 27.07.17 
Ayer asistimos a una nueva función de la opereta en que nuestros políticos han convertido “la cosa pública”. Vimos a un presidente del gobierno convertido en un muñeco del pin pan pum, a merced de un grupo de actores terciarios que lejos de haberse aprendido el guión (eso es lo que menos importaba), se dedicaban a intentar tumbarlo, reduciendo el otrora respetable escenario judicial en una caseta de feria. Lejos de perseguir la verdad y ajustarse al procedimiento, se dedicaron a intentar dañar, nuevamente con intereses partidistas, ya que todos eran de la misma banda, al pobre muñeco, al que los propios gerentes del teatrillo, en este caso los magistrados, habían colocado en escena claramente para conseguir ese efecto.
Después, finalizada la representación el actor secundario Sánchez en un papel auto adjudicado de crítico, en un monólogo aprendido y preparado para soltarlo, fuera cual fuera el resultado de la representación, con voz y actitud impostada, siguió un ridículo guión que nada tenía que ver con el contenido de la situación a la que se refería, soltó un lacónico mensaje que recordaba a la muletilla de un héroe de tebeo malo.

Posteriormente entra en escena, compitiendo con el anterior, como en un concurso de monólogos, el actor secundario Iglesias, que en esta ocasión estuvo en su línea. Se limitó a interpretar su papel, que tantas veces nos ha repetido de una forma muy natural. Nada tenía que ver su mensaje con el contexto de la obra, pero eso daba igual; al fin y al cabo lo que importa es que siga la función.

Finalmente intervino la clac, que se deshizo en elogios y lisonjas para el pobre muñeco en que todos los españoles hemos consentido, por acción o por omisión, a la figura del presidente de nuestra nación. El jefe de la clac Hernando solo vio bondades en el papel del pobre muñeco, sin preguntarse si la representación era oportuna, si la Política con mayúsculas tiene que ser espectáculo, si la figura de un presidente del gobierno de toda una nación, debe ser reducido a ser el actor principal de una opereta barata, que lejos de ser edificante para la construcción de la verdad y la justicia, sólo ha buscado el espectáculo por el espectáculo.

En fin, para tirar tomates.
Esta noticia ha recibido 1213 visitas y ha sido enviada 1 vez       Enviar esta noticia




<-Volver
Artículos de opinión y colaboraciones:
Animamos a los andaluces a expresar sus opiniones en este periódico digital.
andalucia.press no se responsabiliza del contenido o datos de dichas colaboraciones. Todo escrito debe traer necesariamente, incluso si quien escribe es un colectivo: Nombre, apellidos y un teléfono de contacto del autor.

Envíe su artículo o carta a:
redaccion@andalucia.press


andalucia.press
Periódico Independiente
Málaga

Depósito Legal:
MA - 1.023 - 2000

Andalucía Comunidad Cultural S.L.
Servidor de Internet

Director: Alejandro Ortega
Fundador: Federico Ortega

952 410 658
678 813 376
contador
visitas desde nov. 1998